ARTURO ESPINOSA

Aunque Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México, aseguró que no se había endeudado al país, el Centro de Estudios de las Finanzas Públicas lo desmienten.

En su conferencia matutina del pasado 18 de junio de 2021 aseguró que, a pesar de la crisis, no había contraído más deuda.

“La economía de México se está recuperando muy bien y además no nos costó mucho en lo material, que se aclare, nos costó mucho en lo humano, que duele, pero en lo económico salimos o estamos saliendo sin haber endeudado al país, sin que se nos cayera la recaudación”, aseguró ese viernes.

Sin embargo, el centro de estudios tiene “otros datos”. A partir de las cifras otorgadas por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, se detectó un endeudamiento externo por 9 mil 832.7 millones de dólares, 146.8% más de la cifra aprobada por el Congreso que son 6 mil 700 millones de dólares.

Hasta el mes de abril, cuando se hizo el reporte, la deuda externa registrada al mes de abril superó por 3 mil 132.7 millones de dólares al monto autorizado para todo el 2021.

Y para muestra un botón. En los 2 años y medio de gobierno, López Obrador superó en un 65.3 por ciento a su antecesor Enrique Peña Nieto en materia de créditos solicitados al Banco Mundial.

En la administración del tabasqueño se tienen registrados ocho créditos por un monto de 3 mil 855 millones de dólares. En los seis años de la administración de Peña Nieto se solicitaron créditos para 18 proyectos por un monto de 2 mil 331 millones de dólares.

Te recomendamos leer esto:  AL ÚLTIMO… LOS POBRES

Esto se suma al contexto económico de México: caída del PIB de -1.03 por ciento en 2019 a -8.5 por ciento en 2020; además de que la inflación llegó a 6.02 por ciento en junio, el nivel más alto en relación con el mismo periodo de los dos sexenios anteriores.

 En México, las deudas y las mentiras van de la mano… y  creciendo.

#UDETALLITO