Sharenii Guzmán

La garantía a los derechos humanos en México por este Gobierno está cuestionada y la CNDH sólo se fija en el pasado 

En su tercer informe, Andrés López aseguró que respeta los derechos humanos. 

“No se censura a nadie, no se violan los derechos humanos, el gobierno no reprime al pueblo”, dijo el 1 de septiembre de 2021. 

La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), presidida por Rosario Piedra, presume que vela por la dignidad de las personas ante los abusos del poder.

“La CNDH tiene una deuda histórica con el pueblo de México, y en la actual administración nos comprometemos a resarcir el daño cometido durante décadas de simulación y omisiones”, señala un video difundido en las redes sociales de la Comisión. 

La Comisión no ha callado en situaciones donde se comprometen los derechos humanos como en la militarización del país, Ley sobre datos biométricos, desaparición del seguro popular, geolocalización bancaria y extinción de fideicomisos. 

Su postura ante la persecución de migrantes centroamericanos ha sido tibia. En 2020 emitió ocho recomendaciones relacionadas con la actuación de las autoridades migratorias y este 2021 solo dos para solicitar protección.

Desde el inicio, el nombramiento de Rosario Piedra estuvo plagado de irregularidades.

“La grave crisis de DDHH en México solo puede enfrentarse con un órgano autónomo, independiente y legítimo, que sea el contrapeso del Estado y defienda los derechos de todas las personas”, indicó Amnistía Internacional. 

De acuerdo con el informe “Defender los Derechos Humanos en México: sin Verdad y sin Justicia no hay transformación” del Comité Cerezo y Acción Urgente para Defensores de Derechos Humanos (Acuddeh), de junio de 2020 a mayo de 2021 se registraron 18 asesinatos, 30 desapariciones forzadas y 441 detenciones arbitrarias de DDH.

Te recomendamos leer esto:  FRACASAN LOS SIERVOS

#UNDETALLITO