Sharenii Guzmán

En la primera línea de este Gobierno, que se dice intolerante a la corrupción, hay una serie de funcionarios, que a pesar de malos manejos, no les pasa nada.

Son los intocables y protegidos de la 4T. 

Como alcaldesa de Texcoco, la ahora Secretaria de Educación Pública, cobró diezmos millonarios a empleados del municipio y DIF local.

Al frente de la Conade, Ana Gabriela Guevara se ha llevado la plata… pero de proveedores y deportistas. 

Como si fuera mago, el director de la CFE, Manuel Bartlett ocultó propiedades millonarias en su declaración patrimonial.

Siendo director del IMSS, Zoé Robledo benefició a sus familiares con jugosos contratos. 

Al secretario de Relaciones Exteriores le pesan las irregularidades de la Línea 12 que colapsó a 10 años de que la inaugurara. 

La ex secretaria de la función pública se hizo de varias propiedades con su sueldo de académica y funcionaria . 

A los hermanos de Andrés López, Pío y Martinazo, los cacharon recibiendo millones en efectivo.

#ESNETA?