Para los que esperaban lo contrario, este no fue un informe republicano de rendición de cuentas, sino una extensión de la mañanera en donde conocimos no el estado que guarda la nación en que vivimos las y los mexicanos sino ese mundo alterno en el que solamente vive el presidente.

En ese mundo presidencial  nos informa Andrés Manuel López Obrador que los feminicidios han bajado cuando en el mundo real las cifras del propio gobierno indican lo contrario. Nos informa que fuimos un país exitoso en el manejo de la pandemia aún a pesar de que estamos entre los primeros países con muertes por COVID19, a pesar también de tener un subregistro muy importante en estos datos

El Presidente dice que la Guardia Nacional es un cuerpo de paz, sin tomar en cuenta que el mal manejo de la seguridad pública del país hizo que el año pasado fuera el año con mayor cantidad de homicidios dolosos desde que se tuviera registro y que probablemente este año lo superará
Vámos, Andrés Manuel llega incluso al exceso de decir que otros países envidian el modelo económico que está proponiendo, cuando seremos de los países peor librados por la pandemia y cuando hace unos días su propio secretario de hacienda dijo que nos preparáramos para la peor crisis en un siglo que hubiera vivido nuestro país. México merece que se le diga la verdad y NO los datos de un mundo imaginario en el que sólo habita el Presidente de la República, o ¿tú qué dices?