Siendo López Obrador Jefe de Gobierno del D.F. gobernó vía decretos para evitar el engorroso trámite de convencer una asamblea legislativa rebelde.

“Hoy En su 4T, AMLO monopoliza la comunicación política del país, controla la narrativa gubernamental y premia y castiga con su boca y puño”, señala Lázaro Ríos.

Ahora, al quitar margen de deducibilidad a las donatarias, frena a las organizaciones de la sociedad civil, y con ello afecta a muchos mexicanos en diferentes situaciones de vulnerabilidad.

“La comezón del poder monopólico del presidente se agrava en este caso, pues no le enchincha que la sociedad organizada le quiten cámaras, le quiten la posibilidad de que le agradezcan él y eso significan votos”, asegura el consultor.

#OPINAenDICES