Agilizar los trámites para abrir empresas y negocios, así como incentivar las condiciones para invertir, son áreas de oportunidad que merece el país para avanzar hacia la prosperidad con mejores empleos y competitividad, sostiene Gerardo Trejo.
El secretario general de Coparmex refiere que para que en México exista bienestar general y desarrollo sostenible, se debe facilitar la apertura y operación de empresas privadas formales incentivando la creación de empleos bien pagados.
“Necesitamos más y mejores empresas que generen más y mejores empleos. La clave es retirar los obstáculos que lo impiden”, comenta.
Uno de los más importantes, detalla, es la complejidad del marco regulatorio para la apertura y operación de las empresas formales en México, para lo cual se debe realizar una simplificación radical y lograr que sea sencillo abrir y operar un negocio formal.
“Obstáculo muy evidente resultan las restricciones para la inversión privada en algunos sectores de nuestra economía, como el eléctrico y de hidrocarburos. Resulta fundamental permitir e incentivar la inversión privada nacional y extranjera en todos los mercados”, agrega.
Trejo dice que no se debe olvidar que la competencia es lo único que asegurará buenos productos y servicios a costos competitivos, por tanto, los monopolios públicos o privados siempre resultarán perjudiciales, principalmente para los más pobres.
“Por eso resulta fundamental que el gobierno y la Iniciativa Privada analicemos juntos los obstáculos que hay para la creación de más empresas y mejores empleos que hagan posible la prosperidad de todos los mexicanos”, concluye.

#OPINA