ADIÓS A INVERSIONES

Este gobierno se ha caracterizado por cancelar inversiones con consultas a modo, acuerdos pasados por lo oscurito o por falta de apoyo, por lo que constantemente le da reveses a la IP. En 2019 descendió ocho posiciones, colocándose en el lugar 25, el último peldaño del Índice de Confianza de Inversión Extranjera Directa de AT Kearny.

Durante el periodo de transición de gobierno, Andrés Manuel López Obrador realizó una consulta popular en la cual participaron un millón de personas, y en la que se decidió la cancelación de la inversión por 13 mil 300 millones de dólares por la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

De acuerdo con Verificado, el aeropuerto llevaba el 30 por ciento de avance en su construcción, por lo cual la cancelación de este costó alrededor de 120 mil millones de pesos. 

A raíz del acuerdo de la Secretaría de Energía publicado en el Diario Oficial de la Federación con el cual frenó la inversión privada en energías limpias o renovables, perdió la inversión de 6 mil 426 millones de dólares. 

Por ello países de la Unión Europea y Canadá alertaron sobre los cambios en las leyes y políticas promovidas por la SENER, puesto que causarían un impacto negativo en 18 estados del país. 

La cervecera Constellation Brands en Mexicali, Baja California, contaba con los permisos necesarios para su operación, pero debido a una controversia por el uso del agua, López Obrador respaldó la idea de realizar una consulta popular en la cual 76 por ciento de los participantes dijeron que “no”, perdiendo la inversión de mil 400 millones de dólares. 

Te recomendamos leer esto:  Pese al virus, van obras faraónicas

Constellation Brands llevaba el 70 por ciento de avance de construcción, en la cual llevaban invertidos 900 millones de dólares, misma que contemplaba la creación de dos mil empleos directos. 

Por su parte la empresa española Iberdrola canceló la inversión para la construcción de la central eléctrica en Tuxpan, Veracruz luego de la falta del acuerdo de la CFE para el suministro de gas natural por lo que se perdió una inversión de mil 200 millones de dólares. 

A pesar de que la empresa ya contaba con el permiso de interconexión con el CENACE y la cual estimaba crear 2 mil empleos para la región. El gobierno de AMLO se ha caracterizado por causar incertidumbre ante los empresarios, ya que pone en riesgo las inversiones para posteriormente cancelarlas. 

#TúQuéDices?