EXPERTO EN… REPARTIR CULPAS

Desde que inició su administración, el Presidente Andrés Manuel López Obrador se ha encargado de repartir culpas en temas de inseguridad, feminicidios, corrupción, desempleo, falta de medicamentos y hasta de su decreciente popularidad.

Frente a la falta de medicamentos, en hospitales, contra el cáncer infantil, el mandatario culpó a empresas y directivos de los nosocomios, pues dijo que estos hacían “jugosos negocios”.

“Ellos están causando este descontrol por los contratos que tienen con la empresa PISA, que era la que abastecía y resulta que no tiene los medicamentos, y quieren ellos seguir teniendo el control del abasto de este tipo de medicamentos”, dijo en enero de este año.

En febrero de 2020, cuando habló del feminicidio de Fátima, una niña de 7 años, el mandatario dijo que este tipo de crímenes se debe a la crisis de pérdida de valores que trajo el modelo económico neoliberal.

“Esto es el fruto podrido del egoísmo y de la acumulación de bienes en unas cuantas manos y del abandono de la inmensa mayoría de nuestro pueblo”, comentó.

Un mes después dijo que su popularidad disminuyó, porque enfrenta a los “conservadores”. 

“Acerca de mi popularidad, estamos bien, tenemos mayoría, la gente nos está apoyando. También pues sufrimos desgastes porque, imagínense, enfrentar a los conservadores corruptos, que no quieren dejar de robar”.

En abril de 2019, el presidente responsabilizó a las administraciones de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto de la inseguridad que hay en el país y de la masacre de 13 personas en Minatitlán, Veracruz.

“Desgraciadamente se presentan estos lamentables casos que se heredan de las pasadas administraciones, porque nuestros adversarios, la prensa fifí y la prensa que está acostumbrada a vender su libertad, quieren aprovechar hasta estas desgracias para culparnos”, dijo en aquella ocasión.

Te recomendamos leer esto:  4 CRITICAN Y TRUENAN

En mayo comentó que si aumentaban el desempleo o una empresa quebraba, el empresario debía asumir las responsabilidad. «Nosotros no vamos a continuar con más de lo mismo, no van a haber rescates para potentados. Si hay una quiebra de una empresa, pues que sea el empresario el que asuma la responsabilidad o los socios o los accionistas, porque el Estado tiene que proteger a todos y no actuar otorgando privilegios para nadie».

Recientemente, el mandatario negó que durante el primer año de su administración haya aumentado la corrupción -como diversos estudios nacionales e internacionales afirman- y responsabilizó a los gobiernos locales de continuar con este tipo de actos.

“Abajo todavía hay extorsión y gobiernos locales que todavía siguen sin entender que esto ya cambió, por más que les mando telegramas avisándoles: ´Situación cambió, cero corrupción, cero impunidad. Ten cuidado, no vayas a terminar en el bote’. Les mando los telegramas, pero a veces no escuchan”, dijo el 22 de mayo de 2020.

No es la primera vez que culpa a otros de los que sucede en el país.  

#YAENSERIO